miércoles, 5 de septiembre de 2012

SPEECHLESS

- Autora: Selene

- Twitter: @KimBora_sshi


- Tipo: Yuta x fan, hetero, menores 18, oneshot



Hace tanto que nos conocemos, han debido pasar como, bueno no sé.
Quizás tu no te dieses cuenta pero ¿te acuerdas la primera vez que hablamos? yo estaba súper nerviosa, me daba vergüenza hablarte, ahora después de tanto tiempo me hace gracia esa situación.
Hablamos y estaba emocionada, fuiste tan encantador conmigo, no pude guardarme la emoción así que se lo conté a mi unni (bueno y todo el que me leyese).
Aunque al principio no hablábamos mucho, sobretodo por culpa de la diferencia horaria, a veces me levantaba de madrugada, para poder hablar contigo y tú te preocupabas por mí al saber la hora que era. Seguimos así durante un tiempo y cada vez que podíamos nos poníamos a conversar, así es como nos llegamos ha hacer buenos amigos, aunque parezca tonta solo eso para mí ya era como un sueño.
Pero lo que nunca pude llegar a imaginarme fue que podría conocerte en persona, cuando tuve el billete de avión hacia Nueva York te aseguro que soñé una y mil formas de como nos llegaríamos a encontrar, como nos conoceríamos y como reaccionara, pero nunca pude pensar que ocurriría de verdad y sin duda no ocurrió de ninguna de las formas que yo había imaginado.
Durante uno de aquellos días durante mis vacaciones pase por un parque de vuelta al hotel cuando, entonces, escuche música, andé en busca de la fuente de donde provenía cuando entonces te vi, estabas sentado a la sombra de un gran árbol tocando la guitarra y me quede mirándote hasta que me di cuenta de lo tonta que parecía e intenté marcharme pero túu ya me habías visto y me dijiste que no hacía falta que me marchara si me gustaba, rato después empezamos a hablar y entonces, no se como salió el tema, algo avergonzada te dije que te conocía, al reconocerme tu expresión cambió, casi puedo decir que hasta se te iluminó el rostro, pero de eso no estoy realmente segura, quizás solo fue mi imaginación.
A partir de ese día mi vida cambió a sueño, nos veíamos casi a diario y hablábamos durante horas, sobre todo de música, hasta que después de dos meses llegó el día en que tuve que volver a casa.
Aunque no lo mostré fue bastante triste para mí tener que marcharme, no hacia mas que pensar en todo lo que habíamos echo, en todo lo que habíamos hablado y en que ya no iba a a ser lo mismo para mi hablar contigo a través de un teclado y una pantalla de ordenador.
Al llegar a casa no podía conmigo del cansancio, entre el jet-lag y la depresión que llevaba encima no quería nada mas que dormir y dormir durante horas.
Un par de días más tarde vi un mensaje tuyo al abrir el ordenador, no podía creerme lo que veía, en aquel mensaje había algunas fotos nuestras pero lo que de verdad me gustó fue lo que escribiste, ponía que ya me echabas de menos, que nunca te lo habías pasado igual con nadie y que esperabas que pudiésemos volver a vernos pronto, entonces fue cuando me decidí...

Después de unos tres duros meses de trabajo estaba otra vez en un avión de camino a Nueva York, pero no te dije nada, quería darte una sorpresa.
Un par de días después en cuanto tuve una oportunidad fui de nuevo al parque donde te vi por primera vez, pensando que quizás estarías allí pero no fue así, me senté bajo aquel árbol y me dormí ya que no recuerdo nada hasta que me desperté sobresaltada por culpa de un susto, eras tú y también te asustaste por mi reacción  ya que no te esperabas que reaccionase así, no te diste cuenta de que dormía.
Estuvimos un buen rato riéndonos a causa de ello y hablamos largo rato hasta que nos quedamos en silencio mirando a ningún punto fijo solo disfrutando de la suave brisa y entonces, de repente, no se como se me ocurrió, te besé, fue sólo un tonto beso en la mejilla pero al darme cuenta de lo que había hecho me puse muy nerviosa y colorada, tú sólo me sonreíste y yo pensé que tú sólo creíste que era un gesto tonto de una niña pero después de observarme durante unos segundos me hiciste mirarte levantando con tu mano mi barbilla,  me volviste a sonreír y me besaste. 

2 comentarios:

  1. Muy romantico y tierno, me recuerda a mi primer viaje a dinamarca, a ver al amor de mi vida, hay besos que jamas se olvidan.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. gracias, me alegro que te traiga bonitos recuerdos ^_^

      Eliminar